Hardcorito rompió el silencio: “No permito que se ponga en duda mi calidad de papá”

Hardcorito rompió el silencio: “No permito que se ponga en duda mi calidad de papá”

Cristián Jara, o más conocido como Hardcorito, decidió romper su silencio y referirse a las acusaciones realizadas por su ex esposa Carla Cáceres, quien aseguró que el ex chico Yingo ha sido un padre ausente con la hija que tienen en común.

La mujer acusó a Jara de no cumplir con sus responsabilidades como padre durante siete años, teniendo que ser ella quien se encargue de todo y sobreexigiéndose al punto de casi enfermarse.

“Siento que llegó un momento que callé siete años y la única perjudicada he sido yo, porque he sido la única que ha llevado la batuta en la casa, y resulta que las mamás también nos cansamos y también tenemos derechos y no simplemente somos madres… uno les libera mucho la carga a los papás, por decir ‘yo puedo, yo siempre voy a poder’”, fueron parte de las declaraciones que emitió a Página 7.

Frente a los insultos que ha recibido en redes sociales, este jueves Hardcorito decidió romper su silencio y contar su verdad, asegurando que “como padre separado sé cuáles son mis deberes y responsabilidades, por lo siempre, siempre he aportado económicamente y he mantenido todas las semanas visitas con mi hija”.

“Hace un tiempo, la madre de mi hija, de manera muy desafortunada, dio declaraciones a través de medios de prensa, informando que soy un padre ausente, faltando totalmente a la verdad”, aclaró a través de su cuenta de Instagram.

Cristhian destacó que estas acusaciones surgieron “en un momento de alta exposición mediática dada mi actual lucha por la mejora en la salud mental en Chile y la reciente iniciativa popular de norma que alcanzó las 15 mil firmas. ¿Raro o no?”, cuestionó.

También, aseguró que, antes de que ella emitiera esas declaraciones, ambos se habían comunicado por correo electrónico. “Le manifesté que cualquier cambio en las condiciones acordadas en Mediación Familiar deben ser a través de los medios legales establecidos”, afirmó.

El hombre insistió en que se trataba de “declaraciones falsas y malintencionadas, puesto que se fundan en hechos falsos y no buscan satisfacer el bien superior de mi hija, sino que son hechas como forma de presión extralegal para conseguir ganancias personales”.

“He sido respetuoso en no hablar mal de la madre de mi hija, por motivo de resguardo y protección de la hermosa hija que tenemos en común. No obstante, ante los constantes y reiterados mensajes de odio que he recibido, me he visto en la obligación de escribir este comunicado”, precisó.

Hardcorito enfatizó en que “no permito que se ponga en duda mi calidad como papá, solo mi hija podría juzgarme y nos amamos mucho”, concluyó.

Comparte si te ha gustado: